sábado, 9 de enero de 2010

♣ MALESTAR Y PROTESTA SOCIAL AUMENTA

Malestar social aumenta

Vaticinan que las protestas sociales aumentarán este año.

El jefe de Estado Alan García sostuvo ayer que el periodo electoral puede generar “desórdenes” y pidió a la ciudadanía no dejarse confundir por el “ruido político”, pero sin reconocer que el creciente malestar social se debe a que no cumplió muchas de sus promesas electorales.

El incumplimiento de las promesas electorales y la exclusión de las mayorías del beneficio de los logros económicos, molesta a muchos peruanos en el interior del país.

Los conflictos sociales, que han caracterizado al gobierno de Alan García, podrían aumentar el 2010, debido a la política centralista del Ejecutivo, enfrentado con los gobiernos regionales y locales, y en un año electoral, donde tanto el oficialismo como la oposición buscan una mayor presencia nacional, de cara a la contienda presidencial del 2011, han advertido analistas.

El comisionado de la Adjuntía de Prevención de Conflictos Sociales de la Defensoría, Jorge Mansilla, dijo que las elecciones regionales y locales, el 3 de octubre próximo, pueden dar lugar a un incremento de conflictos sociales, pero aclaró que conflicto no equivale necesariamente a violencia.

“El conflicto puede configurar una oportunidad para superar la injusticia o para que el Estado intervenga para resolverlo”, explicó.

Mansilla, sostuvo que las elecciones regionales y locales pueden incrementar los conflictos sociales, ya que existe un creciente malestar de la población por las promesas incumplidas por las autoridades regionales, municipales y hasta del gobierno central.

Asimismo, no descartó un eventual incremento de los conflictos por causas socioambientales, sobre todo los relacionados a la minería, pues existe el temor de la contaminación y por la falta de recurso hídrico, aunque Mansilla no descartó que algunos casos tengan “un tono mucho más político”.

Los problemas limítrofes en varias localidades del país también son focos de tensión latentes, como el diferendo entre Puno y Moquegua por Pasto Grande, anotó. Dijo que la Defensoría del Pueblo ha participado en 98 conflictos, de los cuales 82 tienen que ver con la supervisión preventiva, es decir, antes que el conflicto haya estallado.La Primera

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada