jueves, 18 de marzo de 2010

♣ JUEGOS DE VIDEO REDUCEN EL RENDIMIENTO ACADÉMICO

Un estudio halla que los niños pasan menos tiempo en las actividades académicas si tienen sistemas de juegos de video en casa.

 Enviado por MedlinePlus
Para http://caobacii.blogspot.com/
MIÉRCOLES, 17 de de marzo (HealthDay News/DrTango) -- Una investigación reciente señala que a los niños pequeños que tienen un sistema de juegos de video no les va tan bien académicamente como a sus compañeros que no juegan.


Robert Weis, autor del estudio y profesor asociado de psicología de la Universidad Denison de Ohio, señaló que "nunca podemos decir con absoluta certeza que sea por usar juegos de video que los niños presenten retrasos o déficits en su desempeño en lectura y escritura, pero... podemos estar bastante seguros de que el hecho de tener los juegos y de pasar tiempo usándolos causa retrasos académicos".

Otro experto estuvo de acuerdo.

"Es una suma cero. Físicamente no es posible pasar más de cierto tiempo realizando ciertas actividades y, entre más tiempo se pase usando juegos de video, hay más probabilidades que no se avance en los logros académicos", explicó Alan Delamater, director de psicología clínica del Centro Mailman para el desarrollo infantil de la Universidad de Miami.

En el estudio, publicado en línea en la edición de abril de Psychological Science, participaron 64 niños entre los seis y los nueve años cuyas familias todavía no tenían un sistema de juegos de video pero pensaban comprar uno.

Todos los niños hicieron pruebas de lectura, escritura y matemáticas al comienzo del estudio y luego recibieron un sistema de juegos de video más tres juegos inmediatamente o cuatro meses después, luego de que se terminó de hacer el estudio.

El estudio halló que los niños que recibieron y comenzaron a usar los juegos de video inmediatamente pasaron menos tiempo haciendo sus tareas escolares y otras actividades académicas después de la escuela que los niños que no tenían sistemas de juegos de video.

Tampoco les fue tan bien en las pruebas de lectura y escritura de seguimiento, aunque no se halló diferencia entre los grupos en las pruebas de matemáticas.

No se informó sobre cambios conductuales y las pruebas seguían dentro de rangos normales, anotó Delamater.

Los investigadores no pudieron decir con certeza por qué surgieron diferencias en lectura y escritura, pero no en matemáticas, aunque tienen algunas ideas.

"Estos niños probablemente no participan en muchas actividades después de la escuela relacionadas con las matemáticas", aseguró Weis. "Imagínese que un niño se va a casa y lee un cuento o le pide a sus padres que lo hagan, pero no se puede esperar realmente que un niño de primer grado haga problemas de matemáticas por diversión. No hay mucho desplazamiento aquí".

Según los investigadores, el hecho de que los juegos de video puedan reducir el tiempo de estudio parece una explicación obvia, aunque podría haber otras.

"Los juegos de video podrían afectar el cerebro de un niño, sobre todo la función ejecutiva, y podrían comprometer su capacidad para obtener buenos resultados en ciertas actividades académicas", aseguró Weis. En los niños, la función ejecutiva se refiere a cosas como la capacidad para administrar el tiempo y poder darle seguimiento a más de una cosa a la vez.

De cualquier modo, según Delamater, "los padres deben limitar la exposición de estos niños a los juegos de video".

Por lo menos, deben cuidar que haya equilibrio, anotó Weis.

"Le digo a los estudiantes que debemos seguir la máxima dorada de Aristóteles de buscar la moderación en todo lo que hacemos", dijo. "Eso significa moderación en las actividades académicas después de la escuela, como las tareas escolares, así como moderación en el uso de juegos de video y otras actividades recreativas".

........................................................
Artículo por HealthDay, traducido por Hispanicare
.........................................................
FUENTES: Robert Weis, Ph.D., associate professor, psychology, Denison University, Granville, Ohio; Alan Delamater, Ph.D., director, clinical psychology, Mailman Center for Child Development, University of Miami Miller School of Medicine, Miami; April 2010 Psychological Science HealthDay

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada