lunes, 22 de febrero de 2010

♣ LA LUCHA DE CLASES ¿HA DESAPARECIDO? De ideas "viejas" e ideas nuevas. Rol de los maestros.

Dicen los liberales que me critican, que enarbolo las ideas "viejas" y "caducas", que me motivó el siguiente artículo y otro que viene después con mayores detalles y fechas, para demostrar que el liberalismo es el más viejo de todas las ideas y pensamientos.

De ideas "viejas" e ideas nuevas y su nuevo reimpulso, rol de los maestros.

http://caobacii.blogspot.com/

Las últimas dos décadas, han significado para el pensamiento científico- social y popular un claro retroceso de ideas y teorías filosóficas, gnoseológicas y políticas, y, por qué no decirlo en el campo democrático en el sentido de remarcarlo como único modelo de organización social, dentro de una falsa discusión y polémica entre “democracia” y “totalitarismo”, "estatismo y proteccionismo".
No podemos dejar de percibir que, la caída del muro de Berlín y la Unión Soviética, así como las grandes reveses sufridos por los movimientos populares internacionales, posibilitaron un nuevo reimpulso del capitalismo imperial y su caduca ideología liberal, aparentando novedad y fortalecimiento cuando nos hacen llamarla “neoliberal”, como si algo nuevo trajera. Dentro también de una falsa discusión entre “ideas nuevas” y “exitosas” que sería el “neoliberalismo” y la “colaboración de clases”, contra las “ideas caducas” y “fracasadas” y “pasadas de moda” que serían el Socialismo, el Comunismo y la lucha de clases. (En próximo documento veremos quién es caduco y quién nuevo).

De esta manera, aprovechando el debilitamiento de las ideas del pueblo, nuevas, dialécticas, científicas y progresistas; a partir de la última década del siglo XX se reimpulsa con mayor intensidad las ideas burguesas liberales y el pensamiento con apariencia neutrista y centrista, pretendiendo vender ideas “sin contenido de clase” y al capitalismo liberal como único sistema posible de gozar de buena salud. Cuyos ejes centrales empezarían visiblemente desde EEUU con el gobierno de Reagan a la Cabeza y Tatcher en Inglaterra, la restauración del capitalismo en China y, en América Latina con Pinochet en Chile, Fujimori en Perú. Y, en cuanto país puedan hegemonizar.

Los regímenes “democráticos” europeos no se quedan atrás y van más allá con sus sesgos xenófobos traducidos en sus políticas anti inmigrantes de muchos de ellos.

La educación y los maestros como instrumentos de estas políticas, son objetos de imposición de teorías pedagógicas de conformación del pensamiento liberal, llamándolas “modernización de la educación” en un primer momento y “reformas” en la actualidad. Siendo la UNESCO el puntal ideológico y el BID en el financiamiento, impulsando el ODEC que da vida al famoso PISA, que es el centro de evaluación capitalista de los escolares y maestros.

Es decir, se pretende hacernos creer que triunfó el reino de la razón, la igualdad y la libertad. Viejas consignas hipócritas y falsas que enmascaran la explotación del trabajo asalariado y la pobreza. Engels, en su momento, se encarga de desenmascararlas en el AntiDuhring como “ese reino de la razón no era más que el reino idealizado de la burguesía, que la justicia eterna vino a tomar cuerpo en la justicia burguesa, que la igualdad se redujo a la igualdad burguesa ante la ley, que como uno de los derechos más esenciales del hombre se proclamó la propiedad burguesa, y que el Estado de la razón, El ContratoSocial de Rousseau, pisó y solamente podía pisar el terreno de la realidad, en forma de la república democrática burguesa”, evidenciando y lo podemos comprobar en la práctica concreta de la realidad que vivimos que, esa mentada igualdad y la razón, la libertad y la fraternidad, no garantizan el bien general, sólo garantizan a la burguesía mantener su poder y economía liberal genocida y arrogarse la representación general de todas las clases y la descarada defensa de la propiedad privada de los medios de producción.

Nosotros nos reafirmamos que no puede debatirse sobre la economía, las ideas y el pensamiento científico, la educación y su teoría pedagógica científica, ni la democracia en términos absolutos y asépticos sin discutir su contenido de clase o las clases y organizaciones sociales que están detrás de ellas, porque la misma explotación del trabajo es la negación de la libertad, la igualdad y por tanto de la democracia. Jugando los maestros, un rol fundamental para este esclarecimiento, porque en sus manos está la educación de nuestro pueblo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada